Si te quise... no me acuerdo



Todo el mundo sabe que bajo los efectos del amor una puede hacer todo tipo de locuras, como por ejemplo, prometerle a cualquier hombre una familia numerosa sin pararse a reflexionar sobre el daño que esto le puede ocasionar a nuestro suelo pélvico. 

Son las cosas del queré(r)

Prometer es algo que viene de la mano del amor. Eres mi vida, nunca querré a alguien como te quiero a ti, prefiero que me arranquen la piel a tiras antes que perderte... y un largo etc.

Hasta cierto punto, prometer cosas que no se pueden predecir es algo normal. Hay momentos en los  que sentimos que queremos a alguien y es una tontería callarlo sólo por pensar que las cosas podrían cambiar en cualquier momento. Ya hay bastante sufrimiento en la vida como para además tener que ocultar las tres cosas bonitas que pensamos durante el día. 


Hablar como un idiota forma parte del amour, mes amies.

Pero hay ciertos hombres que se dedican a memorizar las frases bonitas de Paulo Cohelo, a coger recortes de todas las comedias románticas famosas, a aprenderse las canciones lentas de Luis Fonsi.... para luego endulzarles los oídos a las chicas más enamoradizas con un objetivo claro:

mojar el churro BIEN MOJAO.

No sé cómo lo hacen, pero estos Engendros Ignorantes (llamémoslos así) huelen la vulnerabilidad desde lejos y siempre atacan a las chicas que peor lo han pasado. No sólo dejan mal a todos aquellos  varones que dicen las cosas de corazon, sino que además, te hacen creer que valen la pena cuando no es verdad.
Mucho blablablá, pero cuando te dan la patada, si te quise... no me acuerdo.


Y digo yo, ahora que vivimos en una epoca más liberal ¿no sería más fácil llegar a un acuerdo honesto de relación carnal y ya está?

Hace unas semanas una amiga que trabaja en un sex shop me llamó angustiadísima para contarme lo que le acababa de pasar: Su ex novio (que la había dejado hacía UNA SEMANA y que le había prometido hasta hijos) fue a la tienda a comprar:


PRESERVATIVOS, GELES Y POTENCIADORES SEXUALES.
 -Como ves, yo continúo con mi vida- le dijo al salir 

Eeeeeeeeeeh.... what?

Y claro, mi probre amiga tuvo que contenerse para no meterle un miembro viril de madera XXL por uno de sus orificios más prietos.

Conclusión: el mundo esta lleno de hombres chachis y de hombres hijos de puta menos chachis, lo dificil es diferenciarlos.

 Suerte, chica.
 

8 comentarios:

  1. Bueno, no todo en el mundo se reduce a hombres más o menos “chachis”. (Así la vida sería muy fácil :p). Hay otra categoría, también existen los hombres que tienen memoria. (Pero no esa clase de memoria que sirve para recordar frases de Cohelo). Se trata de tener memoria emotiva, esa que te hace recordar emociones. Puede amar el que recuerda, el que sabe acumular en la memoria sucesivas emociones.
    Hernán Casciari lo describe a la perfección en “Diario de amor durante una catástrofe” (Casciari es un escritor Argentino que hora vive en Barcelona):
    “4 DE DICIEMBRE. Amo a Soledad Lira porque tengo memoria. Me pasé todo el día de ayer leyendo algunas de sus cartas y tuve una certeza: todo se reduce a la memoria. El que no tiene memoria vive alzado, igual que los trabajadores de la construcción; el que tiene un poco de memoria se enamora, pero a un nivel oficinista de banco estatal; y el que más memoria tiene se enamora menos veces en la vida, tres o cuatro, pero en serio y sin más remedio. Debería empezar a quemar sus cartas”
    También en ese cuento, hay una definición sobre qué es el amor, que es casi perfecta. (Jamás había leído algo tan exacto sobre qué es el amor):
    “9 DE DICIEMBRE. El amor son unos datos que van de la cabeza al cuerpo, y que nos dice por dónde nos pasa la perfección del placer, de la seguridad espiritual y de la belleza. Qué queremos siempre, qué queremos dos por tres, y qué querríamos solamente un rato. También nos aclara qué no quisiéramos nunca. Amo a Soledad porque la recuerdo. El que no guarda memoria sobre estas informaciones lo que quiere es emprenderla contra algo, y lo mismo le da una señorita o medio kilo de pescetto”
    Ahí en el último párrafo aparecen tus “chachis” jajaja! Los que no saben guardar memoria y les da lo mismo una mujer o un trozo de carne…
    Hice un comentario demasiado "serio" y “retorcido”? Jajaja!... Bueno, perdón… Salió así…
    Tal vez quieras leer completo el cuento de Casciari, creo que te va a gustar, va con tu estilo…
    http://mis-paraisos-artificiales.blogspot.com.ar/2014/04/diario-de-amor-durante-una-catastrofe.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto que estoy de acuerdo contigo en que no todo se reduce a hombres chachis o no, es una generalización errónea, el amor y la personalidad son cosas mucho más complejas como bien describes, y la memoria también influye, claro que sí!!!
      Tendré en cuenta tu recomendación!
      Gracias por pasarte por aquí :D

      Eliminar
    2. Por favor, no tomes en cuenta mis recomendaciones!! Arruinarías tu forma de escribir!!!
      Además, ni siquiera fue una recomendación, claramente se ha tratado de un caso de orgullo masculino herido. (En este caso el masculino soy yo, y el herido fue mi orgullo)
      Claramente con mi comentario, salí a defender mi posición de hombre con memoria, con uñas y dientes...
      Esto en realidad, tendría que haber terminado en una discusión, y agarrándonos de los pelos Jajaja!
      Gracias por tu respuesta! Y nada de recomendaciones :p

      Eliminar
  2. Dicen que los mas extrovertidos son mas peligrosos que los introvertidos. ¿Será verdad?

    ResponderEliminar
  3. Hola, María. Una vez escuché a un cantante latinoamericano (seguro que es un dicho más que popular en aquellos países) decir que el hombre propone y la mujer dispone. Me llamó la atención porque es un comentario machista (¿a caso nosotras no podemos proponer?), pero me sirve para darte un ejemplo de que hay dos clases de hombres (a parte de los machistas y los que no lo son): están los valientes y los cobardes, los que se valen de mentiras para conseguir lo que quieren, los que se arriesgan a la aventura como auténticos campeones. En el caso que cuentas, además, hay una subcategoría: los que tienen mucho morro, y los que no.
    Yo, en el lugar de tu amiga, le hubiera dado polvos pica pica.
    Feliz semana. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo contigo en que eso de " el hombre propone y la mujer dispone" es un comentario machista, es más, aunque yo en este texto hable de hombres, sé de sobra que hay miles de mujeres que también entran en estos perfiles.
      Y tienes razón, tendría que haberle dado doble ración de polvos pica pica!!
      Gracias por pasarte por aquí :D

      Eliminar
  4. Me atrevería a decir, aun a riego de equivocarme (y quizá me equivoque), que el ex de tu amiga se tiró un farol como la copa de un abedul, y ella debería saberlo... El juego psicológico tras una ruptura es una droga muy dura.

    En fin, espero que no le caduquen los condones.

    ResponderEliminar

Páginas vistas en total