Que pase el tiempo



Siéntate a mi lado, mírame a los ojos y...  QUE PASE EL TIEMPO!
Túmbate en la arena, yo te extiendo el protector, disfrutemos de esta playa y... que pase el tiempo!
BAILEMOS, que no me importa que seas arrítmico, juro que soy capaz de olvidar nueve años de clases de baile en un minuto. Coloca tu cepillo de dientes junto al mío. Préstame tu abrigo. Bebe de mi botella y... que pase el tiempo!
Perviérteme de forma que ya no pueda volver a mirarte como antes, aumenta mi frecuencia cardiaca, sudemos hasta que se haga de día, bésame desde el ALMA hasta los PIES y... que pase el tiempo!

Y si discutimos, nos estresamos y nos miramos con rabia, también... que pase el tiempo.

Porque verás, ese deseo generalizado de DETENER el tiempo, esa idea estúpida de tener un reloj que podamos PARAR en cualquier momento... eso NO es lo que quiero. Yo prefiero que el tiempo pase, ni lento, ni rápido, sino de forma natural. Que pasen las horas, los días, y que a pesar de todo, inexplicablemente, TÚ SIGAS AQUÍ.

Que pase el tiempo y que cambies, que esto CREZCA o se haga pequeñito.
Y si un día te giras, cambias el rumbo y empiezas a caminar en otra dirección totalmente contraria a la mía... que pase el tiempo suficiente como para alejar tu perfume, esa baratija de Mercadona que sobre tu piel huele tan bien, y se cure mi herida.

Pero por lo que más quieras NO LE PONGAS EL STOP AL RELOJ, no le quites las pilas, ni lo tires al suelo, que por muy bueno y perfecto que sea este minuto yo no quiero congelarlo, nunca me gustó estancarme... Así que, que pase el tiempo, pues estoy segura de que lo mejor ESTÁ POR LLEGAR.

2 comentarios:

  1. Me has emocionado ... qué pase el tiempo!!! Besitos :-)

    ResponderEliminar
  2. El tiempo es el mejor remedio: para amar, para olvidar.

    ResponderEliminar

Páginas vistas en total